Vocación Sin Límites

Digitaliza tu profesión. Multiplica tus opciones

6 consejos para decidir qué formación comprar si quieres ir en serio en Internet como profesional de la salud


¿Quieres tener un blog profesional que te ayude a destacar en internet como un referente en tu especialidad de salud?

¿Te gustaría abrir una vía complementaria de ingresos online más allá de tu nómina?

¿Deseas que tu mensaje llegue al mundo?

Seguro que si estás leyendo esto es por qué tienes ese gusanillo dentro de ti. 

En cualquier caso, sé que vas a acabar comprando formación sobre este tema.

Quizá lo no sepas, pero llevo dos años invertido en serio en mi formación y tengo mucho que contar sobre este tema.

Y hoy quiero compartir contigo mi análisis de pros y contras de la formación sobre emprendimiento digital, marketing online y blogging profesional que como sanitario puedes encontrar en Internet.

Veremos las dos caras de la moneda.

  1. El punto de vista de la oferta que te vas a encontrar en el mercado.
  2. La visión del que necesita esta formación, es decir, el lado de la demanda.

¿Cómo va ayudarme este análisis?

El objetivo de este análisis es triple:

  1. Que tengas las ideas claras antes de comprar cualquier cosa.
  2. Que no caigas en los típicos errores que yo mismo he cometido.
  3. Que tomes la mejor decisión de compra para tu caso.

No tengo datos objetivos ni fuentes fiables que mostrarte.  

Pero, por lo que comentan los expertos, hasta un 97 % de los alumnos que se apuntan a un curso online sobre blogging o emprendimiento digital no consiguen los resultados que les prometían.

Fuente:

Emprendedores Knowmadas D.I.Y con Franck Scipion. By Franck Scipion: Emprendedor digital especialista en blogging y negocios online. Creador del Podcast Emprendedores Knowmadas D.I.Y

¿Por qué te cuento todo esto?

En mi caso, el objetivo de mi blog era muy claro desde el principio.

Yo quería ayudar a mis compañeros de profesión compartiendo todo lo que sé sobre dos de mis pasiones: el marketing online y desarrollo de carrera profesional como emprendedor digital del conocimiento.

Y, al mismo tiempo, conseguir una vía complementaria de ingresos basada en un modelo de negocio online con capacidad de escalabilidad.

Es decir, no era solo una cuestión de montar un blog para compartir contenidos.

Necesitaba formarme para emprender online y sobre todo conseguir resultados.

Algo que, sin duda, me ha transformado la vida.

Tras dos años de formación con los mejores mentores, haber invertido más de 6.000 euros en cursos y trainings.

Aquí tienes mi análisis para que tomes tu mejor decisión.

Lo primero, pregúntate lo siguiente:

¿Para qué quieres montar un blog profesional?

Piénsalo bien.

No es una pregunta baladí.

Si eres profesional de la salud y quieres ayudar a los demás con tus conocimientos a través de un blog.

¿Cómo vas a hacerlo?  

¿Publicando contenidos sobre tu especialidad de salud?

¿Compartiéndolos por redes sociales?

Me parece bien.

Evidentemente, contribuirás a que en la blogosfera sanitaria  existan contenidos de calidad. 

Algo que buena falta hace.

Sin embargo debes tener en cuenta dos cosas:

  1. Contenidos sobre salud ya hay muchos y cada día se publican más.
  2. Sabes perfectamente que la gente está literalmente infoxicada con los contenidos.

¿Cuánta gente lee blogs, compra un libro sobre salud, va al dietista, al psicólogo o al fisioterapeuta y no sigue ni la mitad de sus consejos?

Si tú quieres realmente tener un blog de impacto y quieres ayudar a las personas en el campo de la salud, tendrás que vender online y vender bien.

Y eso, no nos lo ha enseñado nadie.

A parte de publicar buenos contenidos tendrás que aprender a promocionar tus cursos, tus ebooks, tus ponencias y tus servicios a tu audiencia.

De esta forma, ellos se lo van a tomar mucho más en serio y realmente se van a comprometer a conseguir resultados.

Será el camino por el cual tus seguidores te harán más caso y realmente cambiaran sus vidas a mejor.

Por eso antes de que sigas leyendo quiero que respondas a la siguiente pregunta una vez más.

¿Qué persigues con un blog de salud?

En caso de que tu proyecto sea ganarte mejor la vida vendiendo por Internet tus conocimientos y tus consejos cómo experto sanitario.

Si quieres conseguir una vía complementaria de ingresos y así obtener más tiempo libre para no tener que meterle más horas que un reloj para sacarte un salario acorde a tu valor profesional.

Atento a lo que te voy a contar en este post.

Pros y contras por el lado de la oferta

#1 - El mundo del todo gratis

No se cuantas veces lo he oído.

¡Hoy en día todo lo encuentras en videotutoriales en YouTube

Y en parte, es cierto.

Hay millares de contenidos gratis súper útiles.

Pero tienen 3 problema.

  1. Solo te permiten solventar cosas concretas.
  2. No te dan la visión general del proceso
  3. Tampoco sabes si esa pieza del puzzle que te han ayudado a resolver es la adecuada para tu estrategia global de negocio.

La ventaja es que si conoces bien tu hoja de ruta y entiendes bien en que parte estas de tu proyecto, puedes resolver cosas concretas.

De hecho, en la mayoría de casos, los contenidos gratis son la manera de captar tu atención para que luego compres productos y servicios de pago.

Si pretendes ir en serio con un blog como propuesta empresarial, olvídate del todo gratis.

Tendrás que invertir en formación.

 

#2 - Membresías y cursos online con videotutoriales paso a paso

Existen cursos online con centenares de videotutoriales para que vayas siguiendo tu camino en el digital con formato “hazlo lo tu mismo” .

Suelen costar entre 10 y 15 euros al mes en cobro recurrente por tarjeta de crédito o PayPal.

También pueden ser cursos que por unos 100 euros te dan acceso a un montón de materiales exclusivos.

Recuerdan  un poco al modelo de negocio de Netflix o Spotify.

A cambio de pagar la cuota mensual, tienes barra libre de materiales en video con tutoriales para hacer de todo en tu proyecto online.  

Este tipo de oferta se caracteriza por  tener mucho material para consumir y apenas soporte para el alumno.

En algunos casos, el soporte es por email y la respuestas son escuetas y poco comprometidas con tu proyecto particular.

Al final, lo que ocurre con este tipo de formaciones es que te tienen ocupado mucho tiempo viendo videos que te parecen súper interesantes pero te invitan poco a la acción. 

Mi experiencia es que acabas infoxicado y con desorientación estratégica.

Y a la mínima de cambio que tengas un problema (y créeme que tendrás muchos) no tienen soporte suficiente para ayudarte.

Con este tipo de formaciones, en la mayoría de los casos ocurre como en los gimnasios.

Cuando te apuntas al principio, estás muy motivado y empiezas con mucho empeño.

Pero, a no ser que tengas una fuerza de voluntad de hierro, si no te enganchas al  soporte de un buen personal trainer o de un monitor que da clases guiadas al final acabas pagando la cuota para nada.

 

#3 -  Metodologías obsoletas

También te vas a encontrar en el mercado a formadores que está enseñando cosas obsoletas.

Técnicas que funcionaban bien hace 5 años pero que hoy en día ya no sirven.

Cómo es posible que en el año 2017 aún se siga hablando de que hay que crear contenidos épicos sin parar (una o dos veces por semana) para contentar el algoritmo de Google y posicionarte en las primeras líneas de las búsquedas.

Mantras como "Crear, crecer y monetizar" o "El contenido es el rey" ya no son tan importantes. Y más para gente que no tiene apenas tiempo para su blog.

A fecha de hoy, montar un negocio online basado en un blog profesional pasa por el tráfico pagado, las técnicas guest posting y networking de toda la vida.

Y más, considerando que tú, como profesional de la salud en activo dudo que tengas más de 15 horas semanales para dedicarle al blog.

No puedes pasarte todo el tiempo publicando contenido sin hacer otras tareas como crear infoproductos, promocionar tus contenidos y trabajar con promociones de venta.

Para montar un negocio unipersonal digital del conocimiento a tiempo parcial, una buena estrategia inicial es invertir algo en Facebook Ads.

Quién te diga lo contrario, en mi opinión, te da un mal consejo.  

Créeme, conseguir visibilidad online en base a la publicación masiva de contenidos es una tarea titánica.

Tú no vas a tener ni tiempo ni energías para eso.

 

#4 -  Estrategias y tácticas no validadas en el habla hispana

Otro tipo de oferta común.

Más difícil de distinguir si no conoces bien el mercado de estos productos.

Muchos formadores lo que hacen es copiar un training de EUA, traducirlo al español y venderlo aquí sin haber validado que funciona en el mercado de habla hispana.

El problema de este tipo de formaciones traducidas  es que la situación del mercado de habla hispana no es la misma.

Aquí aún no estamos al nivel de madurez que tienen ellos en este campo.

Por tanto, puede ser que haya técnicas de marketing online, blogging o automatización que estén funcionando súper bien en USA pero aquí aún no sirven.

 

#5 -  Formación muy teórica (y poco práctica).

Es el caso de las formaciones tipo masters para emprendedores o postgrados. Muy típicas de mundo corporativo, de las universidades o de las escuelas de negocios.

Suelen tener precios entre 2000 o 4000 euros y te ofrecen créditos o titulaciones oficiales.

Estas formaciones, al final, suelen ser poco accionables o muy generalistas.

Al final de ver varias masterclass de expertos, acceder a un súper temario con diferentes áreas del marketing online, la esalud y el emprendimiento digital acabas desmotivado porque no te muestran el paso a paso que tú necesitas para avanzar en tu proyecto particular y en tú caso personal.

 

#6 -  Los vendehumos y charlatanes

Cómo en todos los campos profesionales, aquí también te los vas a encontrar.

Hay formadores que enseñan cosas que ellos ni siquiera han logrado.

Lo único que hacen es copiar y pegar de aquí y de allá de lo que ellos han aprendido y lo ponen a la venta.

Suelen ser baratos.

Ofrecen cursos de no más de 100 euros, tal vez por la inseguridad de que ellos no pueden avalar con su experiencia lo que venden o por creer que compiten con precio con otros formadores.

Sencillamente, huye de estos personajes si te los encuentras.

Te harán un flaco favor si los contratas.

Si te encuentras con un formador que te vende algo que te puede interesar, por favor, investiga.

¿Qué ha conseguido él?  ¿Ha transitado con éxito el camino que tú quieres caminar?  ¿Cuales son sus resultados?

Con este filtro, rápidamente los detectarás y podrás descartarlos sin problemas.

 

#7 -  Los mentores generalistas de éxito reconocido

Verás que hay muchas ofertas atractivas de mentores y formadores generalistas.

Son los grandes gurus del habla hispana.

Tanto venden a abogados como a médicos pasando por arquitectos, profesores de música o programadores de Java.

No pongo en duda la bondad de estas formaciones.

Algunas soy muy buenas.

Yo mismo las he seguido y algunas valen su peso en oro porque me han ayudado de verdad a conseguir mi sueño generar ingresos online.

Pero la realidad muestra dos hechos:

  1. Estos mentores, raramente te atienden ellos de forma personalizada. Han crecido tanto que ya te atienden sus tutores. Aunque se esfuerzan mucho, nunca es lo mismo.
  2. La formación para emprendedores digitales está ahora mismo creciendo en el habla hispana y empiezan a aparecer especialistas sectoriales.

Yo ya he visto, por ejemplo, formadores para emprendedores arquitectos,  para farmacéuticos o el mundo de los viajes.

Por tanto, busca formadores solventes especialistas en tu campo porque ya empiezan a aparecer en el mercado con propuestas muy interesantes.

 

#8 - Contenidos formativos complejos y aburridos

Vas a ver que te encuentras en el mercado cursos muy completos con un montón de cosas por hacer. 

Tal vez sean interesantes para quién tenga todo el día para ponerse con ellos.

Desde luego, ese no es ni tu caso ni el mío.

En la práctica, son muy poco útiles y tienen la capacidad de hacer descolgar al alumno a las primeras semanas de training por verse abrumado con los contenidos ofrecidos.

En mi opinión, las mejores formaciones son concretas en cuanto a los resultados a obtener y ofrecen el mínimo material necesario para conseguir el logro.

 

#9 - Formadores que dan poco soporte

Hay formadores con muy buenos contenidos en su curso, el problema lo tienen con el nivel de soporte que ofrecen.

Algunos de ellos, algunos los conozco en persona. Lo que quieren es el lifestyle que les da un negocio online con ingresos pasivos

La mayoría de sanitarios (o no) que se apunta a los cursos online sobre emprendimiento es porque quiere resultados.

Sin embargo, la realidad es que cuando empiezas a emprender como un knowmada digital te sientes perdido y desorientado.

Al principio, no sabes ni lo que quieres.

Y es normal, porque para tener un blog profesional con potencial mercantil tienes que trabajar sobre un proceso de reinvención profesional y de estrategia de marketing que sin un buen soporte va a ser complicado que lo hagas tu solo viendo videos o con hojas de trabajo.

Por no hablar de los problemas para asimilar temas de tecnología, para todos los que tengan más de 40 suele ser algo que asusta.

Y, por supuesto, nadie nos ha enseñado a vender

Y menos, en el mundo digital.

Así que el nivel de soporte es fundamental para que un alumno de un training consiga resultados.

Y en el caso de los profesionales de la salud esto es aún más evidente.

A los sanitarios no nos han enseñado emprendimiento.

Muchos de nosotros hemos sido educados para opositar y acceder a una plaza en el sistema público de salud y estamos acostumbrados a un tipo de formación de contenido poco accionable donde al final nos dan unos créditos de formación continuada o un título.

Todo ello nos puede servir para aprender en mayor o menor medida.

Sin embargo, según mi propia experiencia, la formación de emprendimiento digital para sanitarios debe ser muy práctica y con un acompañamiento tan cercano como sea posible.

Crear un blog profesional con ánimo de generar ingresos complementarios gracias a la venta de conocimientos es algo posible.

Un camino muy interesante para los profesionales de la salud.

Pero es un camino difícil de caminar, con muchos obstáculos y peligros.

Si vas de la mano un sherpa que ya recorrido el camino y que te va a dar el soporte necesario, va a estar a tu lado cada vez que te desorientes, te desanimes o pierdas el foco es cuando vas a tener resultados.

De otro modo, lo veo muy difícil.

Más aún cuando no creo que tengas más de 10 o 15 horas a la semana para tu proyecto online.

¿Me equivoco?

 

Pros y contras por el lado de la demanda

También en este artículo quiero hablarte de ti.

Tal vez decidas plantearte comprar una formación o un training sobre emprendimiento online o blogging profesional.

Te voy hablar desde mi experiencia en este mundillo que me apasiona.

  • Más de dos años haciendo formación online sobre emprendimiento digital, marketing online y blogging profesional.
  • Un fracaso a las espaldas (El Podcast de mi médico)

 


  • Un blog lanzado en enero de 2017 que ya genera tres cifras de ventas online cada mes. El que estás leyendo ahora mismo.

 


  • Todo esto dedicando no más de 15-16 horas de media a la semana, sin descuidar mi familia ni mi trabajo como médico y director de Equipo de Atención Primaria.


Si.

Por toda esta experiencia acumulada me siento en la obligación darte mis consejos.

6 consejos para decidir qué formación comprar si quieres ir en serio en Internet como profesional de la salud

#1 -  Ajusta tu expectativa a la realidad

La gente quiere resultados rápidos y esto no existe.

Nadie consigue vender online a 30 días vista de un modo sostenible.

En el mundo de los negocios (online u offline, da lo mismo) las cosas hay que trabajarlas día a día, poco a poco y con mucha perseverancia sin perder el foco.

Muchos clientes de estas formaciones compran el destino sin darse cuenta de que el camino es duro y se descuelgan de la formación al cabo de unas pocas semanas.

Nadie puede darte garantías de que va a funcionarte a la primera, normalmente hace falta varios intentos hasta dar en la diana de una idea rentable o con potencial mercantil.

Y esto requiere paciencia.

 

#2 -  Escoge a un mentor, enfócate y hazle caso solo a él (no te disperses con todo lo que brilla)

Se que puede parecerte extraño pero no sabes la cantidad de gente que se compra hasta 7 formaciones distintas y al final pierde el foco y se aleja cada día más de los resultados de su proyecto.

Es mejor escoger a un solo mentor y apagar el resto.

Préstale atención exclusiva solo a él y deja de leer post, escuchar podcast o consumir videos de #esalud.

Seguramente dispones de muy poco tiempo a la semana para tu proyecto y si no consigues enfocarte es muy fácil que te disperses.

 

#3 - Implementa, experimenta y pon en práctica todo lo que diga tu mentor

La única manera de conseguir resultados pasa por la acción.

Cada semana tendrás que hacer cosas nuevas que nunca has hecho, exponerte al peligro y salir de tu zona de confort.

Te caerás una y otra vez.

Tendrás que levantarte, levantar tu cabeza, mirar hacia delante y seguir avanzando.

Emprender online significa experimentar cada día y asumir riesgos.

Ningún formador o mentor va a solucionarte esto. Pero tu mentor te guiará y procurará centrarte en lo importante, pero el trabajo lo tendrás que hacer tú.

 

#4 -  Dale estructura y sentido a tu proceso formativo

Esto no es fácil pero debe ser así.

Tienes que darte tiempo para ir integrando poco a poco todo lo que tienes que dominar para generar ingresos online.

Haz un training detrás de otro, asegúrate de cuál es que necesitas en tu momento actual  y hasta que no acabes uno no me metas en otro.

 

#5 -  No  te fuerces a conseguir resultados a corto plazo

Vender online, tener visibilidad en internet y autoridad en redes sociales no es fácil.

Hace  falta adquirir muchas habilidades pero también tiene que existir un entorno y contexto favorables.

Cada uno tiene su ritmo y debes aceptar el tuyo propio.

Es una carrera de fondo que tienes que recorrer con paciencia a un ritmo de caracol construyendo día a día tu sistema.

Y más aún si lo haces a tiempo parcial, como un extra a tus responsabilidades familiares y laborales habituales.

Si tienes problemas de dinero o no tienes un respaldo económico (un trabajo estable y/o unos ahorros) es mejor que lo olvides.

No es tu momento.

No puedes meterte en montar un negocio online con agobios ni presiones a corto plazo.

Primero busca un mínimo de estabilidad económica (un trabajo)  y luego emprende (a tiempo parcial)

#6 - Si yo lo he conseguido, tu también puedes

A mi experiencia y mis resultados te remito.

No hay tanta diferencia entre tú y yo.

Solo voy un paso delante de ti.

Solo necesitas creer en ti, escoger tu mentor y lanzarte a la piscina.

Y sobre todo.

No dejar NUNCA de luchar por tus sueños.

Es tu vida, tu carrera y tu talento.

Tu decides.


¿Te ha parecido interesante?

Te espero en el hilo de comentarios y seguimos la conversación.

« »

© 2017 Vocación Sin Límites. Tema de Anders Norén.